martes, mayo 11, 2021
InicioOpiniónCarlos Andrés Echavarría BlandónSe puede agravar la situación de Colombia en los mercados internacionales.

Se puede agravar la situación de Colombia en los mercados internacionales.

Por: Carlos Echavarría

Debido al retiro de la reforma tributaria por parte del gobierno Duque, las calificadoras de riesgo podrían quitarle el grado de inversión al país y la consecuencia inmediata sería el incremento del costo de los préstamos internacionales.

Otra factor que se suma a la pésima planificación por parte del presidente Iván Duque y todo su equipo económico comandando por el ya ex ministro Alberto Carrasquilla, en lo referente a la Reforma Tributaria; es que las calificadoras de riesgo podrían quitarle el grado de inversión a los Bonos de deuda pública que emite Colombia, lo que implica una seria complicación para un país sobre endeudado y con la necesidad de más recursos para poder cumplir con sus obligaciones adquiridas desde hace muchos años.

El ex director de Fitch Ratings Colombia Gustavo Aristizabal, en entrevista dada el lunes al programa “La Hora de la Verdad”, hizo un análisis de la situación que conllevaría a las calificadoras de riesgo a quitarle el grado de inversión al país, dijo al respecto, “En mi opinión es muy probable que una de las calificadoras le baje el grado de inversión a la deuda soberana de Colombia, porque las calificadoras estaban pendientes de una acción del gobierno para componer las finanzas públicas

Las calificadoras de riesgo dentro de sus análisis macroeconómicos, analizan las condiciones de Colombia y lo comparan con países similares en la región y es allí en donde se presentan unas cifras muy negativas, quedando por fuera de las desviaciones estándar, a lo cual expresó Aristizabal “Si se hicieran las calificaciones solo con las estadísticas y los números, ha Colombia ya le hubieran bajado la calificación”. Añadió “Han mantenido la calificación, porque la calificación es de una naturaleza cualitativa y esperan ver las políticas macroeconómicas que le permitan al país recuperarse”. Pero con el retiro de la Reforma Tributaria, no se presentará en el corto plazo, una modificación sustancial que permita seguir confiando en que Colombia honrará su deuda, lo que es al fin y al cabo, el único objetivo de las calificadoras de riesgo.

Uno de los aspectos cualitativos más importantes que analizan las calificadoras de riesgos, es la gobernabilidad, y en Colombia se observó un rechazo de los ciudadanos a la Reforma Tributaria, una división entre el Ejecutivo y el Legislativo; y una ruptura en dentro del equipo económico del gobierno, evidenciada con la renuncia del ministro y el viceministro de Hacienda y del director de Planeación Nacional. Clara muestra que Colombia hoy es un completo caos en materia económica que no se le ve solución en un corto plazo.    

Muchos de los inversionistas no esperan a que las calificadoras den un visto bueno a los bonos de deuda pública de un país, sino que actúan bajo sus propios parámetros. Bloomberg ya calificó los bonos colombianos como “basura” o con su nombre elegante “Bonos de alto redito”, lo que significa que si Colombia quiere colocar títulos en el mercado, deberá ofrecer tasas muy atractivas para que los inversionistas deseen adquirir el producto.

La más reciente emisión que realizó el país fue en el año 2020 al principio de la pandemia, en donde se colocaron 2.500 millones de dólares a 20 años con una tasa anual de 4.125% -otro regalo que le hizo Duque a las futuras generaciones del país porque ese dinero y sus respectivos intereses se deben pagar-, pero ante el nuevo panorama seguramente para poder colocar títulos en el exterior la rentabilidad prometida subirá significativamente.

Fracasó rotundamente el modelo económico de gastar sin producir, de gastar para fomentar el desarrollo y de gastar para distribuir; esas políticas del tipo keynesiano han fracasado desde hace 90 años, pero los mandatarios locales las idolatran porque les da el control sobre el gasto.

«El que parte y reparte, se lleva la mejor parte» y es por eso que los gobernantes continúan aferrados a decir que mediante el gasto sin el ahorro previo van a desarrollar a los países. ¿Cuándo será que en Colombia se atreverán a implementar los modelos económicos exitosos basados en el libre mercado y el ahorro?

ÚLTIMAS NOTICIAS