fbpx
viernes, junio 21, 2024
MÁS
    InicioColombia(ESPECIAL) ¿Qué está pasando en el Ejército Nacional? SEGUNDA PARTE: "Desfinanciación y...

    (ESPECIAL) ¿Qué está pasando en el Ejército Nacional? SEGUNDA PARTE: “Desfinanciación y falta de recursos”

    En la primera parte, el informe especial narró lo que viene pasando en el Ejército Nacional desde que el Presidente de la República, Gustavo Petro, aprovechó el cambio de cúpula militar, para iniciar una purga al interior de las Fuerzas Armadas y que, tras casi dos años de gobierno, no termina; lo que dejó al Ejército sin la experiencia acumulada, rompiendo la tradición, las líneas de mando y la moral en las filas.

    Con Petro como presidente, llegaron otros elementos conducentes al debilitamiento de las Fuerzas Militares, como el no entregar los recursos suficientes. Cuando se habla de recursos, no se habla solo de dinero, se habla de darle espacio a que opere con una misión dentro de su propia autonomía. Se habla de darle a las tropas lo que necesita para actuar con seguridad. Combatir con éxito y que puedan regresar a casa sanos. Es dotar de los elementos que se requieren para cumplir con la misión. Se habla de recursos humanos, técnicos, logísticos, financieros. Hoy el Ejército, no tiene suficientes recursos, no tiene con qué operar y desde el Gobierno se le exige más, pero no se le da con qué. Con esto pareciera que lo que se busca es mostrar falsamente, que no cumplen. Desmoralizar a las tropas.

    Según cuentan desde el interior del Ejército, en la actualidad no hay munición suficiente, no hay uniformes, no hay presupuesto suficiente para mantenimiento de armas, ni presupuesto para reposición necesaria, no hay recursos suficientes para mantenimiento de vehículos, ni dotación para los hombres, ni para mantenimiento o mejoras de la infraestructura.

    No hay suficientes helicópteros, ni aviones, no hay contratos para mantenimiento de los helicópteros, ni flota mecanizada, no hay dinero, ni para el combustible, ni de aviación, ni de los vehículos. Denuncian que han sido muchas las operaciones que han tenido que abortar, aplazar o inclusive, a las que han estado en operación, negarle el apoyo por falta de recursos oportunos.

    Los militares con los que IFMNOTICIAS conversó, señalan que muchos altos mandos se ven en aprietos ante los llamados de las tropas en terreno, quienes desesperados en medio de los combates, claman por apoyo y como no lo reciben, terminan escribiendo o enviando sus mensajes a los medios de comunicación denunciando que los dejaron solos. Cuentan que estas situaciones se vienen repitiendo cada vez más y señalan que “no es porque los mandos no ordenen los apoyos, sino porque no hay con qué actuar… no hay con qué responder”.

    Las tropas lo saben, pero su orden cerrado no les permite ventilar públicamente las irregularidades que, señalan, provienen desde el Ministerio de Defensa, que es la entidad que en últimas maneja el presupuesto. Estas irregularidades que se presentan son también al negar su uso cuando están disponibles, pues los recursos dependen del gobierno. Explican que a veces sí llegan, pero a cuenta gotas y no suficientes. “Con eso es que los altos mandos tienen que operar y no se pueden ir contra el Gobierno o contra el ministro, porque ellos dicen que sí han mandado dinero, pero no es suficiente y lo demás no les importa”, señalan.

    Para los analistas, el Ministerio de Defensa ha querido politizar la lucha armada que se presenta en Colombia. “Muchas de las órdenes presidenciales van en contra de la misión propia constitucional del Ejército, así que no es que le digan al Ejército que no actúe, pero no le dan con qué, lo que los deja inoperantes… es una forma de control y se vivió cuando el cese al fuego en el Cauca”, según señalan.

    Pero la falta de recursos arriesga la vida de los militares y dejan muertos. Cuentan que la situación es tan grave, que los militares en terreno deben buscar entre las comunidades el apoyo y ayuda, “prácticamente piden limosna para comprar gasolina y poder mover sus vehículos, hasta piden plata o comida, porque no hay manera que puedan llegar las provisiones a tiempo. Son muchos los militares en el país aguantando hambre. Las tropas están desmoralizadas” dice.

    El hambre es ahora el otro enemigo de las tropas en terreno. Muchas de ellas salen y quedan en lugares tan recónditos que determinan ubicación para que los helicópteros les lleven las raciones, pero estos nunca llegan y quedan solos, sin comida, a días de camino, de regreso a sus respectivos cuarteles. Un ejemplo de esto ocurrió en abril del 2023, cuando en el Catatumbo soldados que habían sufrido atentado y en el que murieron 9 de ellos, denunciaron que tenían 7 días sin comer.

    En su momento fue el Senador Enrique Cabrales quien le contó al país lo que estaba ocurriendo. Desde entonces, en varias oportunidades se le ha preguntado al Ministro de Defensa Iván Velásquez por la falta de recursos para el Ejército o por la inacción o por la desidia con la que se trata a los héroes de la Patria, y siempre ha evadido las respuestas en el recinto del Congreso.

    La situación es crítica por la falta de recursos y sin ellos, no hay manera de operativizar las tropas, entrenar los hombres debidamente. Muchos de los cuarteles están semidestruidos, no tienen gimnasios, ni canchas de fútbol, ni lavandería, los techos de las edificaciones están en deterioro. Hoy muchos de los soldados no tienen baterías de baño en condiciones dignas en sus cuarteles.

    Uno de los militares que recientemente ha sido herido en Antioquia en un operativo, contó que cuando llegó a sanidad de la Brigada para ser atendido, las instalaciones estaban inundadas por los fuertes aguaceros y que buscaban desesperadamente una motobomba para sacar el agua, que el Gobierno no la entrega y los altos mandos no tienen con qué solucionarlo, más que poniendo a los soldados con baldes a sachar el agua. “Esto no lo van a contar públicamente porque se les viene el mundo encima desde el Gobierno” denuncia.

    La falta de recursos pasa por lo que sí se ha hecho público, como la falta de contratos para el mantenimiento de aeronaves y recuerdan que ya van más de 20 militares muertos en los accidentes de los helicópteros. “Estas muertes son negligencia, nos montan en helicópteros que ya cumplieron sus horas y no les hacen mantenimiento. A eso nos referimos cuando hablamos de falta de recursos, no hay voluntad porque mire que ustedes los medios han denunciado que los contratos con Rusia para el mantenimiento los canceló el ministro”, recuerdan.

    La senadora Paloma Valencia, ha sido una enfática denunciante y crítica sobre la manera como el Gobierno Nacional está debilitando a la fuerza Pública.

    Espere mañana: ¿Qué está pasando en el Ejército Nacional? TERCERA PARTE: “Sin Inteligencia, sin estrategia y en desarticulación”

    Publicidad FLA - ifm noticias

    ÚLTIMAS NOTICIAS