miércoles, abril 21, 2021
InicioMedellínTerminal Sur de Medellín, responde a denuncia de comerciantes

Terminal Sur de Medellín, responde a denuncia de comerciantes

Luego de la denuncia publicada por IFMNOTICIAS.COM sobre las decisiones que se han tomado desde la administración por cerramientos en las zonas comunes de comidas y que, según los denunciantes, afecta a los comerciantes y usuarios; la Terminal del Sur respondió al respecto aclarando la naturaleza de las decisiones y el impacto que ellas tienen.

Puede interesar:

En diálogo con IFMNOTICIAS.COM el administrador de la Terminal Juan Sebastián Escobar, aclaró en primer lugar que la terminal es un Centro Comercial de carácter privado sin ánimo de lucro y no una entidad oficial, explicando que no depende de la alcaldía ni del alcalde y que únicamente el municipio es un copropietario de la Propiedad Horizontal en donde su espacio es justamente, la zona desde donde se despachan los autobuses.

En ese sentido, Escobar precisó que el Centro Comercial Terminal Sur tiene una organización que es igual a cualquier otro centro comercial que se rige por un Consejo de Administración elegido por los copropietarios y que es ese consejo el que toma las decisiones en representación de los comerciantes y dueños de los locales para buscar el bien colectivo.

Escobar recuerda que en sus 25 años el Centro Comercial ha ido creando espacios significativos a través de eventos sociales y culturales donde confluyen el transporte, el comercio y oficinas; además de ofrecer soluciones a los viajeros como guardacascos, guardaequipajes y espacios para los visitantes y viajeros como la capilla, cancha sintética y auditorio.

Recuerda además que en 1993 el diseño de la Terminal Sur fue distinguido con el premio al mejor diseño arquitectónico, otorgado por la Sociedad Antioqueña de Ingenieros y Arquitectos y que como tal, siempre se ha preocupado por hacer del centro comercial un lugar agradable que inclusive, incorporó una plaza principal que evoca a los pueblos antioqueños.

Por eso manifestó su sorpresa por la denuncia, de la que dice, corresponde a una situación que tiene que ver con la protesta e indisciplina de un comerciante en particular y que no vincula a todos los comerciantes de la zona de comidas y explicó las razones por las que se debió hacer el cerramiento.

Dice el administrador del Centro Comercial Terminal del Sur, que «la copropiedad cuenta con un Reglamento de Propiedad Horizontal dando cumplimiento a la Ley 675 de 2001. En dicho reglamento se suscriben las buenas prácticas de convivencia de obligatorio cumplimiento por parte de Copropietarios y Locatarios. Desde hace 9 años aproximadamente existe una mala práctica de «playeo» y competencia desleal por parte de uno de los establecimiento del Centro Comercial, específicamente «Parrilla Antioqueña» administrada por el señor Javier Alexander Pérez Pérez, y que luego de muchas cartas, reuniones, mesas de concertación con los demás restaurantes buscando subsanar estas malas prácticas que van en detrimento del servicio a los usuarios del Centro Comercial y que afecta la libre elección de los clientes y por supuesto la economía de los demás establecimientos, el Consejo de Administración en el ejercicio de sus obligaciones legales y atendiendo el debido proceso adelanta un proceso disciplinario contra el establecimiento del señor Pérez, por lo cual intenta a toda costa desafiar a la Copropiedad, a los demás comerciantes e incita a la desinformación como se vio en el artículo publicado».

Indica Escobar que en algo tiene razón el artículo publicado y es en que los afectados son los comerciantes, pero no por culpa de la decisión del Centro Comercial, sino por la causal por la que el local de Pérez Pérez fue sancionado y es que su competencia desleal, ha hecho que los ingresos de todos los demás restaurantes bajen en un 20% mientras que el suyo crezca sin respetar las normas.

Señala que «la copropiedad restringió el acceso a las mesas de la plazoleta de comidas a los meseros de todos los restaurantes para efectos de toma de pedidos y servicio a la mesa, a lo cual siempre se ha opuesto el establecimiento de Parrilla Antioqueña anteponiendo sus intereses personales y nunca acogiendo las disposiciones de convivencia que permitan la libre elección del cliente y no promuevan el abordaje informal y de asedio permanente que va en contra de la imagen del Centro Comercial. Esta medida ha sido de buen recibo por los demás restaurantes dado que se mitiga en gran parte las prácticas nocivas del establecimiento en cuestión. Esta medida tiene unas excepciones claramente definidas si se evidencia en el cliente una condición de discapacidad, edad o algún impedimento para llevar su pedido a la mesa, podrá llevársele el pedido a la mesa sin ningún inconveniente, por lo demás es una plazoleta de comidas de autoservicio».

Escobar enfatiza que lo más importante fue reglamentar en unión con todos los propietarios de restaurantes, el concepto de autoservicio cambiando los meseros por los sistemas de llamada inalámbricos que vibran cuando el pedido está listo; para ello, notificaron las fechas en las que este procedimiento debía cumplirse y la fecha última fue el 15 de febrero pasado. Explica que en medio del plazo prudencial dado para la adaptación de los sistemas tecnológicos inalámbricos, el señor Pérez Pérez, hizo todo lo contrario que fue contratar más meseros, por lo que fue necesario hacer el cerramiento: «para evitar que ingresaran los meseros a la zona de mesas».

En medio de esos plazos, recuerda que se realizó una intensa campaña pedagógica par que los usuarios y viajeros conocieran el nuevo procedimiento con avisos, camisetas, identificadores entre otras piezas gráficas que se hicieron.

Cuenta el administrador Juan Sebastián Escobar que «finalmente en medio de un 2020 lleno de retos, de desafíos, de vivir una coyuntura económica, social y de salud tan retadora que nos impuso el 2020, Terminal Sur siempre estuvo atento a desarrollar acciones para apoyar la emergencia generada por la pandemia del COVID-19 y que sin duda alguna afectaron a muchos de nuestros propietarios y locatarios, a quienes acompañamos en su proceso de reactivación, en la implementación de protocolos de bioseguridad y en la garantía del cumplimiento de toda la normatividad cambiante en materia de restricciones y aforos que emitían las autoridades nacionales y territoriales.»

En ese compromiso continuan trabajando por lo que los cambios dados en la zona de comidas también obedecen a ese planteamiento de buscar no solo igualdad en las posibilidades comerciales de restaurantes, sino también el establecimiento del respeto a las buenas prácticas en la competencia y todo ello unido a una estrategia que implemente los protocolos de bioseguridad para beneficios de comerciantes, visitantes y viajeros.

Escobar se preguntó en medio del diálogo con IFMNOTICIAS.COM, «¿qué tiene que ver una edil de la comuna de Manrique haciendo críticas puntuales que benefician solo a un local comercial cuando además, la Terminal no solo no está en su jurisdicción sino que es una entidad privada?.

Recordó que el día que grabaron el video difundido por este portal, él mismo y su equipo estaban a 10 metros del lugar y que nunca fueron consultados. En su calidad de garantistas de los derechos, permitieron la grabación pero critican que lo que se esté buscando es controvertir a una multa que se la ha impuesto al local Parrilla Antioqueña, por no cumplir el reglamento, luego de un proceso disciplinario que agotó el debido proceso.

El administrador del Centro Comercial, aprovechó el diálogo para dar noticias sobre la Terminal del Sur, e indicó que «iniciamos la concepción del Plan Estratégico, gracias al apoyo y liderazgo de nuestro Consejo de Administración. Empezamos a generar energía solar y de esta manera asumimos la responsabilidad ambiental que tenemos como organización. Adoptamos una cultura de excelencia administrativa que comprende la formalización de procesos, la implementación de auditorías externas que permita evidenciar la gestión de la administración, bajo la premisa de buenas prácticas corporativas y principios de transparencia y eficiencia con los recursos del Centro Comercial.»

Sobre los retos del 2021, señaló que viene «la continuidad de la reactivación de nuestro conglomerado, la finalización del trabajo de planeación estratégica de la mano de todos nuestros grupos de interés inyectándole a nuestra Copropiedad características de innovación, planeación y sostenibilidad que contribuya al fortalecimiento de marcas y servicios, competitividad para Copropietarios y locatarios y así con el apoyo de la Asamblea y el Consejo de Administración hacer de la Terminal Sur de Medellín un lugar ideal para establecer nuestros propósitos empresariales y comerciales.» puntualizó.

ÚLTIMAS NOTICIAS