IFMNOTICIAS

Los niños de la Corporación Semillas de Amor y Esperanza necesitan de su ayuda

SOLIDARIDAD. Hace 10 años Jorge Silva y su esposa Tirsa con el apoyo de varios canadienses  reunieron el dinero suficiente, a través de comidas, bazares y donaciones; para comprar un lote en un barrio popular de Medellín y construir la sede de la “CORPORACIÓN SEMILLAS DE AMOR Y ESPERANZA”.

El 28 de octubre de 2008 se fundó la Corporación en el barrio Ajizal de Itagüí, Antioquia, a la que asisten hoy 166 niños y jóvenes de lunes a viernes con el único requisito de que se encuentren estudiando en escuelas públicas cercanas que puedan ir caminando hasta la sede. Los sábados asisten hasta 250 personas ya que se invita a que participen las familias.

Los niños y los jóvenes durante la mañana o la tarde que les queda libre de su jornada escolar, reciben en este lugar, almuerzo, uniformes y útiles, servicio médico y odontológico, recreación, refuerzo académico y lo más importante, apoyo y formación integral con valores y principios evitando los tiempos de “ocio” que los lleva a las drogas, alcoholismo, violencia y otros problemas igualmente graves y comunes a su entorno.

La Corporación había tenido un funcionamiento normal hasta hace unos meses, cuando la Fiscalía les informó que el lote que habían adquirido, tenía problemas jurídicos, que habían sido objeto de un engaño y tenían que desalojar.

Los niños de la Corporación con sus padres realizaron una marcha pacífica para solicitar solución a este problema, logrando aplazar el desalojo hasta octubre 31 de este año, tiempo durante el cual deben comprar el lote al propietario real o someterse a la decisión de salir de este lugar.

Adicional a la compra del lote, se deben hacer algunas reformas locativas con el fin de optimizar su uso, para un costo total de $500 millones de pesos, en compra y reformas.

Los canadienses que han apoyado durante 10 años este proyecto, consideran justo que sean los colombianos quienes aporten este dinero para salvar la sede de Itagüí y ellos continúen con su mantenimiento que es de $65 millones mensuales.

Es por ello que a fin de conseguir los recursos para legalizar la propiedad, se realizará una reunión con la asistencia de algunos niños y jóvenes de la Corporación y 15 canadienses, que viajarán el próximo 28 de agosto a las 7:30 p.m. en el Hotel Viaggio de Castropol en la Carrera 43 No. 14-81.

La Corporación y los niños que se benefician de esta labor, esperan que a esta reunión asistan muchas personas que estén dispuestas a colaborar y se sientan felices de brindar un aporte a esta Corporación que ahora los necesita.

Si desea contribuir y no puede asistir, se sugiere que se realice una transferencia a la cuenta de Ahorros Bancolombia No.27998162543 a nombre de la Corporación Semillas de Amor y Esperanza. Los niños se lo agradecerán.

Para confirmar asistencia al evento, puede enviar un mensaje con nombre y celular al whatsapp 312 871 33 56.

 

Comentarios: 0