domingo, octubre 24, 2021
InicioOpiniónColumnista InvitadoAlertas tempranas frente al futuro del proyecto Hidroituango

Alertas tempranas frente al futuro del proyecto Hidroituango

Por: Sindicato de Profesionales de Empresas Públicas de Medellín SINPRO

Los últimos acontecimientos relacionados con Hidroituango, el mayor proyecto en la historia de EPM y el más importante de Colombia en materia energética, nos lleva a lanzar desde SINPRO varias alertas tempranas respecto de las decisiones que desde la junta directiva de EPM se puedan tomar frente a su futuro.

EPM debe concentrarse en la continuación y puesta en funcionamiento del proyecto dentro de los tiempos y términos definidos por las autoridades energéticas del país.

Desde SINPRO siempre hemos respetado y apoyado todas las investigaciones de los entes de control y de la Fiscalía en relación con el proyecto, y de que, en el momento en que se pase de imputaciones a decisiones que en derecho impliquen a personas, bien sea naturales o jurídicas, éstas deberán responder por sus acciones u omisiones, conforme lo establezcan las autoridades.

En consecuencia, creemos que se debe dar continuidad a las obras con los contratistas actuales, evitando decisiones que deriven en un mayor retraso del proyecto, con los costos, sanciones y riesgos para la seguridad energética del país que se podrían presentar como resultado de ello.

Se han venido dando situaciones y decisiones que dejan la sensación de que habría una conexión planeada: el aplazamiento en dos ocasiones de las audiencias de conciliación con los contratistas del proyecto Hidroituango, el informe entregado por parte de la Contraloría General de la Nación donde hubo imputaciones pero no el establecimiento de responsabilidades, y la realización el día de hoy de una reunión extraordinaria de la junta directiva de EPM.

Nos preocupa que estas situaciones conduzcan a determinar por parte de la junta directiva de EPM, la no continuidad de los actuales contratistas del proyecto, con las implicaciones de retraso y costos ya señalados, y que, como lo advertimos el pasado mes de agosto en carta abierta al alcalde de Medellín y al gerente general de EPM, se diga que se está nuevamente ante una situación de premura y se decida declarar urgencia manifiesta y asignar directamente la continuidad de las obras principales a una firma cualquiera, como por ejemplo la CTG (China Three Gorges Corporation), que se ha reunido con funcionarios de Hidroituango.

Dado lo anterior, llama la atención lo manifestado la semana pasada por el gerente general de EPM en debate de control político en el Concejo de Medellín al anunciar, al parecer de manera improvisada, sin tener en cuenta lo que pudiese decir el previsible informe de la Contraloría, que la conciliación con los contratistas de EPM iba por buen camino, que el contrato con ellos iría hasta el 31 de diciembre de 2021, no se presentarían atrasos adicionales en la obra y hubiese la posibilidad de una sanción por la no puesta en funcionamiento en 2022.

Es nuestra responsabilidad como organización que representa a más de 4.700 afiliados, especialmente los trabajadores de EPM, donde somos sindicato ampliamente mayoritario, lanzar estas alertas, pues se sigue poniendo en juego la sostenibilidad de EPM y sus aportes para el desarrollo de Medellín, Antioquia y el país.

SINPRO

Suscríbete gratis a ifm noticias

ÚLTIMAS NOTICIAS